domingo, 5 de diciembre de 2010

white&blue world






design by zit

 Hay tanto de mí en el mundo que lo mejor para conocerlo es hacer que dure ,así que hoy voy a deletrear mi nombre despacio en aquel viejo cuaderno donde empezó todo. Y luego voy a enviarte una larga carta contándote las cosas de mí que nadie sabe, cosas como que alzo la mano para delimitar el espacio de mis  sueños, para que nunca llegue el momento de cerrar el círculo, que dibujo líneas que me llevan a trepar hacia dentro y no caerme al comprobar uno a uno mis recuerdos.Sonrío  porque al fin puedo asumir que cada pequeño viaje que emprendo es mi forma de entender el mundo, sabiendo que existe la posibilidad de que al girar la esquina algo sorprendente puede sucedernos. Y es justo así, encuentros pequeños con gente imprescindible, desayunos en una plaza repleta de flores,horas sentada en una playa del sur imaginando que navego una a una las estrellas de mar que ahora están en la orilla y parecen hablarme de un país común e inventado para nosotras. Hay tanto que contar que decido envolver mis palabras en colores y retales que me sirvan para construir un puente hacia mis desconocidos, esos que sin saberlo han llegado aquí atraídos por una historia que les debo.Mi mano inquieta piensa en abrazar el otoño desde una perspectiva propia, miro por la ventana y recuerdo el norte y la nieve, me arropo y dejo que suceda...la página en blanco comienza a llenarse de rayas azules...



10 comentarios:

roussa dijo...

precioso texto y más acompañado de las cositas de zita...me encanta el post!

feliz y productivo puente!

Laura dijo...

Feliz puente Anna!! Ya te comenté por mail lo que me parecen tus textos y... me siguen encantando!!
Gracias.

The Sad-Eyed Girl dijo...

Qué bonito texto, Anna. Y qué decir de las cosillas de Zita...

mlle.Chen dijo...

los encuentros pequeños con gente imprenscinble son los mejores:)
unbesiito.

Miqui Brightside dijo...

Oye oye oye
cuándo era la cosa esa de la tienda con distintos diseñadores?

Engra dijo...

Muy buena combinación.

Un saludo.

Patyclau dijo...

Como siempre me ha encantado el texto, me gusta muchísimo como escribes.

Un abrazo

Clementine dijo...

Por un momento he olvidado el mundo real y me he ido a otros mundos, bonitos, en los que aunque sea invierno hace sol y la piel se derrite. Y el infinito está muy cerca.

Que bonitos diseños y que palabras :)

zit... dijo...

:D :D :D
oh, que bonito! me encanta sentarme en la playa, y desayunar en una plaza con flores. y las sorpresas.

y todos mis cuadernos están llenos de rayas azules. gracias!

Dara Scully dijo...

¿sabías que las rayas azules saben bailar mejor que ninguna? deberías probarlas.



(te dejo té a cambio.
té de invierno sin frío,
del bueno)